Habitación del bebé: 5 ideas decorativas para despertar a los más pequeños

Los niños necesitan estar despiertos para crecer bien, especialmente los niños pequeños. Para ayudarlos, podemos jugar con ellos, hacer actividades divertidas pero también organizar su habitación para ellos. Como proceder ? ¿Cómo encontrar los arreglos que los despierten? Aquí hay 5 ideas de decoración para usar.

1. Grandes alfombras en el suelo

Su hijo pasará mucho tiempo en el suelo. Por lo tanto, es muy prudente organizar los pisos de su habitación. Para ello, nada como alfombras grandes, gruesas y cómodas. Por suerte, muchas marcas los ofrecen con decoraciones infantiles. Incluso durante los primeros meses puedes instalar sobre estas grandes alfombras, despertando alfombras compuestas de colores y espejos. Por supuesto, las alfombras podrán acomodar muchos juguetes y peluches que luego simplemente se guardarán en cestas de tela.

2. Entornos familiares

La decoración de la pared es importante en la habitación de los niños. Los colores deben ser suaves y los patrones infantiles. Un ratón aquí, un conejo allá… También es posible poner fotos de papá, mamá y hermanos y hermanas. Finalmente, en las paredes de la habitación del bebé, se recomienda el espejo porque ¡despierta a todas las edades!

3. Contenedores de juguetes con ruedas

La habitación del bebé debe ser modular. Por eso es imperativo elegir contenedores de juguetes con ruedas. Así que puedes guardarlos si es necesario o ponerlos a disposición de tu bonita cabeza rubia. Con el paso de los meses, su hijo manipulará estos contenedores y podrá incluso entrenar para caminar con ellos.

4. Una mini biblioteca

No hay edad para apreciar los libros. Por eso, desde los primeros meses del bebé, es necesario montar una biblioteca de esquina. Es recomendable que este espacio quede un poco atrás porque está dedicado a la calma. Piensa en instalar un sillón pequeño, cojines XXL en los que se pueda instalar o una gran alfombra. ¿Tienes un peluche gigante? ¡Ponlo en este rincón de lectura! Recuerde elegir los libros adecuados. Prefiera libros de cartón o libros plastificados al principio. Los libros de música también son populares. La biblioteca crecerá con su hijo.

5. Una pintura revisada

Un niño debe expresarse y ser creativo. Para eso, nada como un tablero en el que pueda dibujar. Los que se encuentran en las jugueterías son muy bonitos, pero carecen de originalidad. Sepa que puede crear su mesa. Toma una tabla de madera que pintarás con una pintura especial que te permitirá usar tiza sobre ella. Enmarque este artículo y cuélguelo en la habitación de su hijo. Eso es ! Todavía quedan 1001 ideas. Por ejemplo, puedes colocar una casa con figuras para que tu hijo use su imaginación. Puedes ponerle una lámpara que cambie de color, un reproductor de CD para que escuche música, etc.