Convertir tu dormitorio en una suite para padres: los 6 errores que debes evitar

Ah, la suite de los padres: dormitorio, baño y vestidor, hasta despacho, zona de estar … En definitiva, un espacio dedicado íntegramente a la intimidad de la pareja: el sueño de todo padre. Pero, ¿cómo ordenar adecuadamente el dormitorio para delimitar los espacios y las funciones que se les asignan? ¿Qué ideas de decoración para un dormitorio que también es baño? Estos son nuestros consejos para evitar 6 errores comunes.

  1. Descompartimentar la suite parental sin pensar en sus usos
  2. Para acumular demasiadas funciones en la suite parental
  3. No dejes entrar aire y luz
  4. Sobrecarga la decoración de tu dormitorio
  5. Olvidar arreglar bien el baño
  6. Quieres una suite para padres a toda costa

1. Descompartimente la suite parental sin pensar en sus usos

Empiece por cuestionar su estilo de vida. Cuales son tus horarios? Si uno se levanta a las 6 a. M. Mientras que el otro se queda en la cama hasta las 8 a. M., Le conviene mantener o recrear particiones en su dormitorio principal. Las paredes brindan privacidad entre sí, amortiguan los sonidos del agua cuando alguien está en la ducha y permiten que quien se levante más tarde disfrute de sus preciosas horas de sueño. Sin olvidar que, por supuesto, son inevitables si instala un inodoro en la sala de agua … Si usted y su cónyuge están atascados en los mismos ritmos, puede ser interesante descompartimentar: un techo de vidrio o incluso la ausencia de paredes. le dará una sensación de espacio. Un espacio abierto en el dormitorio, ¿por qué no? De lo contrario, puede ahorrar un poco de espacio colocando el baño y el vestidor en una sola habitación. Práctico para vestirse al salir de la ducha … En cualquier caso, piensa en tu comodidad diaria: nada peor que darte cuenta al final del trabajo de que lo que has equipado no es práctico . Piense también en la circulación entre los diferentes espacios de la habitación. Evidentemente no se trata de instalar rótulos … (Aunque sería una idea decorativa original, pero sigamos adelante). ¡Pero a pensar en cómo te moverás en este espacio que es tuyo! Acceso despejado al baño y al vestidor para evitar chocar con algún mueble, por ejemplo: temprano en la mañana, imagina el infierno … Luego, piensa en cómo distribuyes el espacio sabiendo que ‘Es preferible que el vestidor esté del mismo lado que el baño, para evitar despertar al otro yendo y viniendo. ¡Sí, la planificación debe servir a la paz de los hogares!

2. Acumular demasiadas funciones en la suite parental

En esta isla de calma, lejos de los niños y el ruido, se tiende a reagrupar funciones, instalando un despacho, una sala de estar, una biblioteca … Sin embargo, quizás esto no sea lo mejor: una suite de los padres no es un estudio separado de la casa y no debe estar separada de la vida social y familiar del resto del alojamiento. Si, por ejemplo, decides montar un rincón de televisión, déjalo abierto al resto de habitantes de la casa durante el día. De lo contrario, ¡les confiscarías una sección completa de la casa! Incluso para la vida de la pareja, pregúntate si combinar las funciones es compatible con tus ritmos. Si configura una oficina y una trabaja hasta tarde, por ejemplo, puede interrumpir rápidamente el sueño del otro. Lo mismo ocurre con aquellos a los que les gusta ver la televisión hasta altas horas de la noche …

3. No dejes entrar el aire y la luz.

¡Para una suite principal tranquila, lleve luz natural a todos los espacios! Para ello, puede optar por instalar tabiques que no vayan al techo, o tabiques desmontables – persianas o cortinas – o por supuesto, un toldo. Nada como eso para darle carácter (y un pequeño desván) a su dormitorio principal, mientras amplía el espacio. También tenga en cuenta que tener un dormitorio principal es como tener duchas en su habitación. ¡Así que ten cuidado con la humedad! Ventile bien su dormitorio todos los días e instale ventilación mecánica controlada (CMV) … A bajo volumen: su compañero de sueño se lo agradecerá. Esto es importante porque la exposición diaria a la humedad puede provocar con el tiempo alergias, además de dañar paredes y juntas (degradación o incluso desprendimiento de revestimientos, aparición de hongos, moho, etc.). ¡Y es válido en toda la casa!

4. Sobrecarga la decoración de tu dormitorio

La suite de los padres es el lugar del refugio por excelencia. En una habitación pequeña, los consejos de decoración y almacenamiento optimizan el espacio y te protegen de cualquier sensación de asfixia. Cuando no hay mucho espacio, preferimos los tonos blancos o claros, que ganan en luminosidad y sensación de espacio. Para alegrar el ambiente, combina el blanco con un color que te guste: pastel para un poco de suavidad, taupe o cuerda para un lado natural, rojo o naranja para calentarlo … ¡Cada uno a su manera! Aunque tenga una superficie agradable, evite sobrecargar la habitación, ya sea con muebles u objetos decorativos. ¡El famoso “menos pero mejor” se aplica en muchas áreas! Prefiere el almacenamiento cerrado, para ocultar el contenido de tus armarios y cajones. Para un sueño reparador y de calidad, es importante que asocie su habitación solo con el descanso: imposible si la habitación está saturada de información. Por supuesto, minimalista no significa frío o impersonal. ¡No es necesario configurar su suite para padres como una habitación de hotel! Al contrario, darle tu toque es muy importante para que te sientas bien allí. Parquet o hormigón encerado, muebles de madera o metal, vigas o ladrillos a la vista … Todo es posible para darle a la estancia el aspecto que sueñas.

5. Olvidar arreglar bien el baño

No descuide la distribución del baño: si, por supuesto, tiene que pensar en sus necesidades y amueblar / organizar el espacio en consecuencia, ¡el baño no solo es funcional! Durante muchos años, ha sido un espacio por derecho propio, que ha sido cuidadosamente diseñado y decorado. Es una habitación donde recargar pilas antes de empezar el día, o al finalizarlo. ¡Por eso es importante sentirse bien allí! Tu baño se puede decorar de mil y una formas, ya sea eligiendo un revestimiento de pared con un color o textura atrevida, muebles con carácter o almacenaje estético y práctico … las tendencias del momento, encontramos la ducha a ras de suelo (o una variante menos costosa: la ducha con plato extraplano), los lavabos para colocar en una bonita unidad de almacenamiento, la bañera independiente que se encuentra en el medio de la habitación … Tu baño también se convierte en una habitación de diseño dedicada a tu comodidad y bienestar.

6. Quiere una suite parental a toda costa

Una suite para padres es práctica y chic, además de reservar momentos para que la pareja se conozca, lejos del bullicio de la casa. En definitiva, es garantía de comodidad en casa. ¡No es de extrañar que tantos padres sueñen con ello! Pero, ¿se cumplen todas las condiciones para que puedas arreglar tu dormitorio? ¿Tienes suficiente espacio? Por lo general, se considera que un dormitorio tiene al menos 8 metros cuadrados, por lo que necesitará al menos 14 metros cuadrados para una suite principal. ¿Vas a poder ventilar bien la habitación, condición imprescindible para instalar un baño en un dormitorio? Luego vienen las preguntas más prácticas y técnicas: ¿la configuración de la sala permite tal disposición? ¿Son las tuberías de fácil acceso? En caso de duda, no dude en llamar a un profesional para valorar la viabilidad de su proyecto y ofrecerle un presupuesto, antes de empezar a trabajar en la casa. ¡Quizás su sueño sea bastante alcanzable!