Bricolaje: recicla tus viejos frascos de vidrio y conviértelos en bonitos frascos

¡No tires más los frascos de vidrio!

Un bricolaje muy sencillo para reciclar tus tarros de cristal. Haz un jarrón, un lapicero o incluso un almacenamiento para tus utensilios de cocina con una pistola de pegamento y una pintura en aerosol gracias a este bricolaje paso a paso.

Frascos de vidrio para reciclaje de bricolaje: ¿que necesitarás?

Para este tutorial necesitará:

• uno o más frascos de vidrio;
• una pistola de pegamento;
• una o más latas de aerosol;
• un fieltro tipo Posca (opcional).

Si sabe cómo manejar bien la pistola de pegamento, no necesitará fieltro. Puedes reciclar cualquiera de tus frascos. Pequeño, alto, ancho o estrecho, ¡no importa! Cuando piensas que solemos tirar nuestros tarros y comprar jarrones o macetas nuevos … ¡Este DIY te ahorrará tiempo y unos valores propios de los nuevos patrones de consumo de los franceses!

Reciclaje bricolaje de tarros de vidrio: paso a paso

1- Dibuja o escribe tu base (opcional)

Si, como nosotros, el dibujo a mano alzada no es su fuerte, use un rotulador borrable, como Posca, para crear la base de su dibujo. Puedes optar por una letra manuscrita o un dibujo, tú decides. Decidimos ir con un corazón por un frasco y la palabra “feliz” por el otro. Tenga en cuenta: sus frascos deben lavarse y secarse de antemano.

2- Aplicar el pegamento

Ahora puede pegar su diseño o letras con una pistola de pegamento. No dudes en volver a él varias veces, no es fácil. La ventaja del vidrio es que el pegamento, una vez seco, se desprenderá fácilmente si quieres empezar de nuevo.

3- Deje secar

Ahora que su diseño o letras están listos, deje que el pegamento se seque durante varios minutos. Puedes aprovechar para preparar tu rincón de pintura para el siguiente paso, por ejemplo.

4- ¡Bombez!

Tenga cuidado de instalarse en un lugar bien ventilado para este paso y seguir las instrucciones de uso indicadas en el embalaje de la pintura en spray. Proteja el piso con una lona o una bolsa de basura. Coloca los frascos en posición vertical y rízalos del color que hayas elegido de antemano. Optamos por un tarro dorado y uno ahumado. De hecho, puede encontrar pintura en aerosol con efecto como “vidrio ahumado” en el mercado.

Todo lo que tienes que hacer es llenar tus nuevos frascos

Una vez que sus frascos estén secos, puede llenarlos a su conveniencia. Aquí hemos hecho un bonito jarrón ahumado con un motivo de corazón y una olla cubierta de oro en la que hemos escrito la palabra “feliz”. Las combinaciones y posibilidades con este bricolaje son infinitas, ¡así que deja volar tu creatividad!

¿Completaste con éxito este tutorial? ¡Comparte tus fotos en nuestra página de Facebook!