4 reglas a seguir para organizar bien tu cocina

El diseño de una cocina suele ser similar a una carrera de obstáculos. Sin embargo, cuando conoce las reglas básicas, es fácil optimizarlo como debería. Tipos de distribución según la superficie, triángulo de actividad, medidas y dimensiones a respetar, recorrido de lo limpio y lo sucio … ¡Te damos las claves para el éxito de la distribución de tu cocina!

1. Defina el diseño apropiado

Lo primero que debe hacer al planificar una cocina es evaluar el espacio disponible para definir el diseño óptimo. Dependiendo del tamaño y la superficie de la que dispongas puedes elegir una de las siguientes distribuciones: * La cocina en I: ideal para espacios largos y estrechos, la cocina en I debe centrarse en su altura para optimizar al máximo su mobiliario y almacenaje. * La cocina en forma de L: este es el arreglo más sencillo cuando tienes una superficie mediana o grande. Y por una buena razón, se basa en dos secciones de paredes que forman un ángulo. Tiene la ventaja de poder albergar una isla central que puede servir como almacén adicional, espacio de trabajo o barra. * La cocina en forma de U: solo las cocinas grandes pueden permitirse una distribución en forma de U. Instalada en tres paredes, permite tener todo al alcance. * La cocina abierta: muy apreciada por su convivencia, ¡la cocina abierta se adapta a todos los espacios! Ya sea una cocina pequeña o grande, da la sensación de espacio y hace que la habitación sea más luminosa. Sin embargo, no es para todos. Algunas personas pueden culparlo por la presencia de olores de cocina y el ruido de los electrodomésticos.

2. Dibuja el triángulo de actividad.

La actividad de la cocina se concentra principalmente en torno a tres áreas: preparación y cocción, la zona de lavado y almacenamiento. Es decir, estos tres pilares se corresponden en orden a: la placa y la encimera, el fregadero y / o el lavavajillas y el frigorífico y los armarios. Es entre estos polos que viajará más. Idealmente, la distancia entre estas tres áreas debería ser igual o casi igual. Para ayudarte a visualizar, puedes dibujar un triángulo isósceles que conecte cada área. Obtendrás el famoso triángulo de actividades …

3.Hacer más fáciles las tareas del hogar

Como puede ver, el diseño de su cocina debe permitirle libertad de movimiento. Como el triángulo de actividad, el camino de lo limpio y lo sucio debe considerarse cuidadosamente. Facilite las tareas del hogar en su cocina colocando el bote de basura, el fregadero y el lavaplatos cerca de su almacenamiento de vajilla. Así evitarás las múltiples idas y venidas.

4. Respeta las dimensiones

Una cocina mal equipada puede convertirse rápidamente en un dolor de cabeza. Especialmente cuando no hay espacio y varios miembros de la familia están allí al mismo tiempo. Para evitar chocar con el mueble y chocar con él, aquí tienes algunas dimensiones que debes conocer para una buena distribución de la cocina: * Entre 85 y 95 cm de altura: esto es lo que debes contar para evaluar la altura de la encimera . * 70 cm: este es el espacio mínimo que debe tener frente a un mueble. * 90 cm: este es el espacio libre que debes dejar frente a los elementos que se abren (horno, frigorífico, lavavajillas, etc.) * 60 cm: esta es la distancia necesaria entre la estufa y la campana aspirante.